LA BENDICIÓN DE LAS PALMAS


 

   

 

Este domingo 28 de marzo de 2010, en un día llamado tradicionalmente “La bendición de las palmas”, inició la Semana Santa con la representación de la entrada de Jesús, el Cristo, a Jerusalén montado en un burrito.

La peregrinación empezó desde la capilla de La Ermita hasta llegar a la Iglesia San Francisco de Asís. En el recorrido se escenificó la entrada a Jerusalén de Jesús montado en un burrito, numerosos fieles acompañaron la peregrinación llevando sus cruces de guano bellamente atados como símbolo de reverencia por entrar el Rey de los cristianos a la ciudad donde habría de realizarse su tormento y muerte en la cruz, para resucitar en el tercer día y ascender al cielo junto a su Padre.

 

Volver