LA VIRGEN DEL ÁRBOL


 

  

 

  

 

El lunes 18 de octubre se descubrió la silueta de la virgen de Guadalupe que se formó en el tronco de un árbol de pich, la noticia corrió como reguero de pólvora y pronto fue visitado por decenas de personas que acudieron a verificar esta aparición de una imagen venerada por los mexicanos.

El descubrimiento de esta imagen se dice que fue hecha por estudiantes de la escuela secundaria “Cabalán Macari” que notaron el contorno de la virgen morena y al poco tiempo ya había mucha gente comprobando con sus propios ojos la veracidad de esta noticia.

Lo cierto es que es un lugar de paso –que se encuentra cercano a la maquiladora- donde muchos pernoctaban para descansar, para comer alguna fritura y tomar su refresco, hasta que el día a que se hace referencia se notó la formación de la naturaleza en el árbol y causó la expectación del pueblo de Hecelchakán.

Efectivamente se ve el dibujo del contorno de un nicho y dentro el rostro divino y con un poco de imaginación el dibujo en relieve de la virgen de Guadalupe. Hay que hacer notar que a los lados de esta visión se han hecho cortes con machete y, sin embargo, ninguno logró impactar en la imagen venerada.

El lugar ha sido limpiado por los vecinos y hasta la presente fecha sigue siendo visitado para contemplar los rasgos divinos.

 

Volver